Connect with us

Colón de Santa Fe

Tensión entre UTEDyC y los clubes por los empleados de “Rama por Reunión” – SOY Deportes

Colón

Tensión entre UTEDyC y los clubes por los empleados de “Rama por Reunión” – SOY Deportes

Asoma un conflicto en el fútbol argentino a raíz del coronavirus, entre los que figuran Unión y Colón. El gremio UTEDyC envió una carta a los 24 clubes de Primera División solicitando que los trabajadores agrupados como “Rama por Reunión” reciban sus ingresos aún sin realizar jornadas por la inactividad oficial. Según pudo saber Doble Amarilla, las instituciones se negarán al pago de las jornadas.

“Donde tenemos un serio problema es con los 3.000 trabajadores de Rama por Reunión, que perciben sus salarios cuando hay partidos. Entonces esas personas pierden el sueldo que tienen porque el fútbol está parado”, expresó tiempo atrás en “Como te vaa, Benedetto” Carlos Bonjour, secretario general de UTEDyC.

El fútbol argentino comienza a sentir los estragos por la pandemia del COVID-19, la inactividad y el impacto en las cuentas. Lógico, el freno de la industria significa una notable disminución en los ingresos y una continuidad de los egresos. Muchos clubes plantean una reducción de los salarios en el plantel profesional o bien, topes y una compensación a largo plazo para cuando la actividad regrese a la normalidad.

Pero ahora el conflicto es otro y existen intereses cruzados. El gremio UTEDyC presentó una carta a todos los clubes de Primera División por un sector que sufre de lleno la suspensión de la competencia oficial ya que cobra por jornada.

La cuestión es así: El gremio se divide entre los de planta permanente y los de “Rama por Reunión”. En el primer caso, están nucleados los trabajadores que cumplen un horario y tienen tareas asignadas dentro de los clubes, como por ejemplo los administrativos, profesores, encargados de mantenimiento y limpieza, utileros, cocineros, docentes y seguridad, entre otros. En el segundo, están agrupados los que prestan servicios por jornada cuando se abren los estadios para los partidos. Allí están los que venden las entradas, los que cortan los tickets, los que controlan los molinetes, los acomodadores, los supervisores, los recaudadores, etc.

Bonjour había aclarado que en el primer caso, los empleados de planta permanente percibieron sus ingresos de marzo y que fueron muy pocos los clubes que no pudieron cumplir con ese pago. Sin embargo, hay una preocupación por el otro sector que depende de los estadios abiertos para poder ser remunerados.

En este contexto, Doble Amarilla dialogó con Walter Otero, secretario general de la “Rama por Reunión” de UTEDyC: “Desde la conducción nacional del gremio, y a través también de la Rama por Reunión, presentamos un pedido a la AFA para tratar urgente la preocupación que tenemos por la falta de pago de los jornales que corresponden a los trabajadores y trabajadoras de la rama por los partidos suspendidos”.

Por su parte, ¿qué harán los dirigentes? Bajo un silencio stampa, arman una respuesta en conjunto. Los clubes ya tienen la decisión tomada: se negarán a pagar los sueldos de los empleados de “Rama por Reunión”. Para ello, van a responder, cada club por separado, con una carta. En esa misiva, las instituciones destacarán que creen inexacta la equiparación que hacen en Utedyc entre los trabajadores de “Rama por Reunión” con aquellos que cumplen sus funciones en forma continua, permanente y habitual. “Es inviable pagar lo que pide el gremio”, sostuvo un dirigente a este sitio. Doble Amarilla pudo confirmar que en las próximas horas va a emitirse una carta como respuesta al gremio desde cada club. El contenido de la misma se estaba ultimando en el cierre del martes.

Hay un detalle que es clave: los clubes saben que en el caso de los asalariados nucleados en “Rama por Reunión”, el trabajo en los clubes no es el sustento de sus hogares y economías. Por ser un trabajo eventual que se desarrolla generalmente los fines de semana, todos los empleados (siempre hablando de “Rama por Reunión”) tienen un trabajo formal, de lunes a viernes, en el cual basan su economía. A su vez, hay un acuerdo entre patronal y gremio, para abonar (año tras año) los aguinaldos con un mes de retraso. Los trabajadores cobran el SAC en los meses de enero y julio: Al no haber habitualmente actividad oficial en esos meses y al no cobrar el jornal, el acuerdo busca que los trabajadores puedan tener un ingreso en épocas en las que no reciben dinero de manera regular. Cabe destacar también que los sueldos que ganan estos trabajadores están muy lejos de ser los más honerosos en los clubes. Pero, aún así, en tiempos de pandemia y de cuentas debilitadas, las instituciones no van a hacer frente a su pago. Es una decisión tomada que se conocerá con la respuesta conjunta de todos los clubes de la Superliga.

 

 

FUENTE: doble amarilla

Fuente: SOY Deportes

Dejá tu comentario

Dejar una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mas sobre Colón

To Top